martes, 16 de septiembre de 2014

Radiografía de la educación en España

  • Los alumnos de la ESO españoles reciben más horas lectivas, un total de 4.245

  • Nuestros profesores están mejor pagados pero no se les premia por su experiencia

  • El 45% de los adultos entre 25 y 64 años no ha acabado ni el Bachillerato ni su equivalente

  • España tiene el mayor porcentaje de jóvenes que ni estudian ni trabajan de la UE

  • Los profesores españoles ganan más que la media de la OCDE

     

    1. Alumnos con más horas de clase. Los alumnos de la ESO (de 12 a 15 años) en España reciben un total de 4.245 horas lectivas en toda la etapa, frente a las 2.922 que, de media, se tienen en la OCDE. Por otro lado, el tiempo que el profesorado dedica a impartir clases en las escuelas públicas de enseñanza obligatoria es superior al promedio de la OCDE (en Primaria, 880 horas anuales, frente a las 782 de la OCDE). Sin embargo, el tiempo reglamentario total de trabajo es inferior (1.425 horas frente a las 1.642 de la OCDE).
    2. Menos ratio de alumnos por profesor. La ratio alumnos/profesorado es inferior a la media de la OCDE en los centros públicos de Secundaria (nueve alumnos por docente en España, 13 alumnos por profesor en la OCDE), pero está por encima de la media en centros privados (15 alumnos por profesor en España, 13 alumnos por profesor de media en la OCDE). La OCDE cree que no influye mucho en los resultados educativos que la ratio de alumnos por profesor sea menor.
    3. Se cuelgan los libros antes de tiempo. El 45% de los españoles de entre 25 y 64 años no ha terminado ni el Bachillerato ni su equivalente de FP. Como mucho, cursó la educación secundaria obligatoria, es decir, estudió hasta los 16 años. Este porcentaje español casi dobla al 24% que presenta la media de la OCDE. Obviamente, los más jóvenes tienen mayores niveles educativos que los miembros de la generación de sus padres. Pero, aun así, la cantidad de los que cuelgan los libros antes de tiempo es significativa. El 36% de la población española de entre 25 y 34 años no tiene ni el Bachillerato. En la OCDE, este porcentaje es del 17%.
    4. Pocos alumnos excelentes. Hay muchos alumnos mediocres, pero sólo unos pocos sacan buenos resultados. Sólo el 12% de los universitarios alcanza resultados excelentes en competencia lectora, frente al 24% de la OCDE. En competencia matemática, hay un 10% de españoles con buenas notas frente al 26% de la OCDE. Dice este informe que "las puntuaciones obtenidas por la población española con título universitario son sensiblemente más bajas que las de la media OCDE".
    5. Récord de 'ninis'. España es el país de la UE con mayor porcentaje de ninis: uno de cada cinco, lo que se traduce en cerca de dos millones de personas que no trabajan ni estudian. En relación a la OCDE, es el segundo país con mayor porcentaje de ninis, por detrás de Turquía. A diferencia de lo que ha ocurrido en la OCDE, el porcentaje de ninis se ha ido incrementando en España año tras año. Hay dos tipos de ninis: los ninis forzosos, que se encuentran apuntados al paro buscando trabajo (el 19% españoles frente al 6% de la OCDE) y los ninis inactivos o superninis, que no buscan empleo.
    6. No se trabaja mientras se estudia. Como hay tanto paro en España, no más del 5% de los jóvenes de entre 15 y 29 años tiene un empleo mientras cursa sus estudios. En Australia, trabaja el 24% de los estudiantes; en EEUU, el 15%; en Dinamarca, el 31%; en Holanda, el 34%... El promedio de la OCDE es del 14%.
    7. Poca atención de la FP. Sólo el 9% de la población española posee un título de FP de grado medio. El porcentaje de titulados en estudios de FP es significativamente superior en Alemania (55%), Francia (30%), Italia (32%) y Holanda (32%). La media de la OCDE es del 33%.
    8. Peso de la enseñanza concertada. Siete de cada 10 alumnos que cursan la educación obligatoria en España estaba matriculado en centros públicos en 2012. Cada vez hay más alumnos matriculados en la enseñanza pública, pero la proporción en España está por debajo de la OCDE. El peso de la enseñanza concertada es mayor que en otros países: aquí, el 28% de los alumnos de Primaria y la ESO va a escuelas privadas subvencionadas con fondos públicos, mientras que en la OCDE lo hacen el 8% en Primaria y el 11% en la ESO. En la mayoría de los países de la OCDE, a medida que aumenta el nivel de estudios también aumenta la proporción de alumnos matriculados en centros e instituciones privadas. En España ocurre al revés: a medida que aumenta el nivel de la educación obligatoria la proporción de alumnos en instituciones privadas disminuye. En cualquier caso, alrededor del 85% de universitarios o equivalentes está matriculado en instituciones públicas, una cifra muy superior a la media de la OCDE (70%).
    9. Tiempo a las asignaturas instrumentales. Como ocurre en otros países, los alumnos dedican mucho tiempo del horario a dar todo tipo de asignaturas y poco a Matemáticas (16%), Lengua (24%), Ciencias (7%) y Lengua Extranjera (10%). El Gobierno está convencido de que, si se mejorara el tiempo que los alumnos dedican a las materias instrumentales, aumentarían los resultados educativos. La nueva ley educativa, la Lomce, apuesta, de hecho, por reforzar estas materias. Y en el mismo sentido lo han hecho casi todas las comunidades autónomas.
    10. Los profesores desmotivados. Los sueldos de los profesores son entre un 20% y un 30% superiores a los de otros trabajadores con igual nivel de estudios. También son mayores que los de la media de la OCDE, según este estudio. Lo que ocurre es que empiezan ganando una cantidad superior, pero luego se estancan. Y, al final de su carrera, acaban ganando una cifra que no es tan grande como la de otros países. En otras palabras, no se les premia por su experiencia. Además, la cifra de interinos es mayor y hay muchos que quieren trabajar más horas y no pueden. 

     LEER MAS...FUENTE ORIGINAL